Marta Riesco

Marta Riesco toma una decisión definitiva y enfada a Rocío Flores

Marta Riesco tomará medidas legales contra varios miembros de Mediaset

Marta Riesco está en el punto de mira como nunca antes en su vida. Parece ser que la colaboradora menos miedica de Telecinco se ha pasado de frenada con su última polémica y ahora no sabe por donde salir.

Marta se ha convertido en el personaje del momento. Su noviazgo con el exmarido de Rociíto ha sido su puerta de entrada a la fama, pero Marta quiere lograr el trono de 'personaje' por ella misma. Está dispuesta a lo que sea para conseguirlo y sus últimos movimientos así lo prueban.

Marta ha exagerado una llamada que recibió de Luis Pliego, director de Lecturas, hasta el punto que la ha convertido en una llamada de Rociíto. Supuestamente, la ex de Antonio David le ofrecía cantar en el homenaje a 'la más grande'.

▶️ Antonio David Flores toma una inesperada decisión que hará feliz a Rocío Carrasco

Rociíto y Sálvame en una operación televisiva casi sin precedentes se han dedicado en desmontar la información de Marta con pruebas que parecen bastante concluyentes. Todo bajo la atenta mirada de Rocío Flores, que ve como a Marta, se le ha caído el castillo de naipes de un plumazo. 

Marta amenaza con medidas legales para defenderse

Lo cierto es que en Sálvame no tiene clara la frontera entre el rigor y la defensa ante un ataque y la descalificación insultante. Entra dentro de la normalidad que ante la manipulación de la realidad que parece que ha hecho Marta, se saquen las pruebas que la desmontan.

A pesar de ello, Jorge Javier Vázquez ha aprovechado para insultar a Marta y darle de lo lindo, sin filtros. "Tonta", "cenutria", "mala persona" y cosas peores le ha dedicado el catalán a Riesco. Lleva días atacándola, malmetiendo contra ella e incluso pidiendo su despido de Telecinco.

Marta Riesco, en Sevilla
Marta Riesco, en plena polémica, pasea por Sevilla | Instagram

Que la principale estrella de la cadena se cebe tanto con la reportera que quiere ser famosa (como tantas antes y tantas después) parece desigual e injusto.

Marta, que está en un brete más que considerable, ya que todo el mundo espera que pruebe lo que ha afirmado, ha salido por la tangente. El 'as bajo la manga' que se supone que guardaba para probar que Rociíto la había llamado, no existe. Por ahora.

Como cortina de humo, Marta amenaza con medidas legales, cosa que no ha gustado a Rocío Flores. Esta es partidaria de calmar los ánimos después de los ataques de su madre y consciente que en este caso, el bando de Antonio David está perdiendo la partida.

Marta sigue trabajando y bailando sevillanas en Sevilla

Marta no se rendirá y es de las que morirá matando. Si es que muere, que Telecinco es una fábrica de sorpresas. 

Marta está en Sevilla, junto a Antonio David. Encerrada en el hotel, excepto cuando tiene que trabajar para su programa, está permanentemente pendiente de las redes sociales.

Desde allí va lanzando sus mensajes y contraataca sin complejos: "Por mi familia voy a luchar hasta el final. Voy a seguir trabajando con la cabeza bien alta y esperando a que la justicia, en la que yo sí creo y respeto, castigue todo lo que llevo viviendo estas últimas horas".

A Marta se le acumularán los procesos judiciales. Tiene uno abierto con Anabel Pantoja, ahora este contra Jorge Javier Vázquez, otro contra Kiko Rivera...

Sin duda, su guerra contra las dos familias más potentes de la televisión del corazón, no da respiro.

Marta Riesco bailando sevillanas
Marta Riesco baila sevillanas para combatir la ansiedad que está viviendo | Instagram

Riesco también ha acusado a La Fábrica de la Tele de contactar con amigos de Marta para que la traicionen y hablen mal de ella. Ve una clara campaña de acoso y derribo y no quiere quedarse de brazos cruzados al respecto.

Hasta ahora ha tenido el apoyo más o menos explícito de Unicorn Content. Sus compañeros, no obstante, piden ya pruebas para seguir confiando en ella. Marta está más sola que nunca y únicamente tiene el apoyo de su novio. 

Ni Rocío Flores, antes amiga y ahora en vías de reconciliación con ella, ve clara esta estrategia tan arriesgada. Marta se lo pasa en grande en La Feria, grabando reportajes para su programa y tomando jamón y bailando sevillanas en las casetas. 

¿Hasta cuándo aguantará Marta la presión?