Primer plano de Lolita Flores con rostro medio sonriente

Lolita Flores confiesa el error que le va a perseguir durante toda su vida

Lolita ha contado que no estuvo a la altura con Carmina Ordóñez

Lolita Flores ha llevado una vida intensa y llena de anécdotas como las que cuenta cada viernes en Tu cara me suena.

🔊 Si lo prefieres escucha la noticia. Pincha en el play:

Ser hija de una de las artistas españolas más relevantes de todos los tiempos fue clave para todas las vivencias y amistades que ha tenido a lo largo del tiempo.

Entre estas selectas amistades se encontraba, por supuesto, Carmina Ordóñez. Perteneciente a una de las sagas de toreros más famosas del país, era una de las mujeres más populares de su época. Ella y Lolita se convirtieron en amigas inseparables hasta que ocurrió algo que lo cambió todo.

Foto de Lolita Flores y Carmina Ordóñez
Lolita Flores y Carmina mantuvieron una gran amistad a lo largo de los años | GTRES

Lolita Flores sigue sin poder perdonarse a sí misma

Es difícil pensar cómo una amistad así puede terminarse de la noche a la mañana, pero todo tiene una explicación. Lolita ha querido romper su silencio, por fin, y pronunciarse al respecto. Su intervención telefónica en Viva la vida, ha servido para esclarecer diversos hechos de la vida de Carmina.

El enfado entre las dos mujeres se produjo a principios de siglo, cuando Carmina estaba viviendo un infierno al lado de Ernesto Neyra. La socialité le pidió a su amiga que testificara a su favor en el juicio contra su exmarido. Algo totalmente normal y lógico, sin embargo, Lolita se negó.

Ante tal circunstancia, la amistad entre ellas se rompió y Lolita Flores ha reconocido que ese hecho dejó una profunda herida en ella. A pesar del paso del tiempo, la hija de Lola Flores no ha podido superarlo.

Foto de Ernesto Neyra abrazando a Carmina Ordóñez
Ernesto Neyra y Carmina Ordóñez estuvieron casados dos años | GTRES

"Ese enfado que tuvimos Carmen y yo fue porque yo no quise dar la cara cuando ella lo estaba pasando tan mal con la batalla con Ernesto Neyra. Aunque yo sabía, y ella nunca me lo quiso aclarar, que es verdad que fue maltratada. Yo se lo dije muchas veces y ella no me lo quiso aclarar", ha admitido la cantante.

El motivo de su negativa a testificar no fue otro que el miedo, así lo expresó en Viva la vida. Cuando la llamaron para acudir al juzgado, la polifacética artista se acobardó, "No sabía si era verdad del todo o no y me retiré. Hoy me arrepiento desde entonces".

Sus dudas sobre la veracidad de los hechos fueron el principal escollo que echaron para atrás a Lolita. Sin embargo, ha reconocido que de manera intuitiva era consciente del maltrato que recibía su amiga.

"Aunque no lo supiera a ciencia cierta sí que lo sabía. Lo suponía", reconocía con gran pesar para Viva la vida.

Ahora y casi 20 años después de la muerte de Carmina Ordóñez, Lolita confiesa que se arrepiente más que nunca de lo sucedido: "Y hoy me arrepiento muchísimo más. Yo tenía que haber dado la cara por ella y no lo hice en su momento. Ese fue el distanciamiento"

Asimismo, la artista no solo ha usado su intervención en el programa de Telecinco para contar su testimonio. También ha querido pedir perdón de forma pública por no haber estado a la altura en una situación como esa.

Lolita y Rosario Flores participan en un encuentro virtual
Lolita Flores sigue arrastrando la culpa de lo que le hizo a su amiga | Europa press

"Mira que yo siempre voy de frente, pero ahí me equivoqué y nunca lo he dicho. No puedo perdonarme lo que le hice a mi amiga".

Kiko Matamoros, habitual colaborador del programa y uno de los grandes amigos de Carmen, quiso intervenir para apoyar a Lolita. Puso de relieve que los tiempos en los que ocurrió todo no eran los mismos que los de ahora y lanzó un mensaje esperanzador.

"Carmen lo entendió. Ella te perdonó si es que había que perdonarte. Así que perdónate", dijo Kiko a Lolita para tranquilizarla al respecto.