Primer plano de Ana María Aldón seria

El exnovio de Ana María Aldón reaparece en el peor momento y destapa la realidad

Ana María ha sido acusada de ser una persona "fría y calculadora"

Ana María Aldón ha confesado que tiene problemas con su marido José Ortega Cano. La diseñadora trabaja de tertuliana en el programa Viva la Vida y tiene por costumbre ser honesta y sincera con sus compañeros. Por ese motivo fue sincera y le confesó a la presentadora Emma García que no estaba pasando un buen momento.

Ana María Aldón saltó a la fama y enseguida demostró que tenía un gran talento para el mundo del espectáculo. El periódico La Razón ha recordado que su incursión en el mundo del corazón fue bastante compleja porque salieron a la luz muchos enemigos. Una de las personas que más daño pudo hacerle fue Juan Montiel, un torero que estuvo saliendo con ella un tiempo.

Ana María Aldón de perfil llorando en un plató de televisión
Ana María Aldón ha sido sincera y ha contado sus problemas sentimentales | Mediaset

Ana María Aldón está siendo cuestionada por todos y sus fantasmas del pasado han regresado con más fuerza que nunca. Ella quiere dejar claro que solucionará sus diferencias con Ortega Cano, de hecho ya han dado los primeros pasos para la reconciliación. “Hemos hablado y hemos dicho que se puede solucionar”, ha deslizado en su última aparición televisiva.

Ana María quiere volver a formar equipo con Ortega Cano, pues es consciente de que hay mucha gente que se aprovechará de la supuesta crisis. Algunos periodistas han recordado que la diseñadora tuvo problemas con su último novio Juan Montiel. Este torero asegura que Aldón rompió la relación de un momento a otro y que tuvo noticias de ella a través de los medios.

Ana María Aldón, noqueada: “Una puñalada trapera”

Ana María está atravesando un momento delicado y sus enemigos han aprovechado para destapar su supuesta verdadera cara. Debemos dejar claro que en Telecinco apenas hay gente que hable mal de ella porque se ha ganado el respeto de todos. Sin embargo, el periódico La Razón asegura que el entorno de su último novio no tiene un buen concepto de la colaboradora.

Juan Montiel rompió su silencio y confesó que se sentía traicionado por Aldón porque no le dio explicaciones para romper la relación. “Tengo seis cornadas en mi cuerpo y la que me ha dado ella es la más gorda de toda mi vida”, explicó el maestro. Su entorno no se quedó callado y explicó que la tertuliana de Viva la Vida no era tan inocente como parecía.

“Lo que esta señora ha hecho con Juan Montiel es una puñalada trapera, sin darle una explicación. Su currículum es bastante negro. Yo la definiría como una persona fría, calculadora y que tiene afán de poder”, declaró uno de los amigos de su exnovio.

▶️ José Ortega Cano admite que lleva muy mal la crisis de su matrimonio

Aldón está cansada de dar explicaciones, de hecho su mejor defensa es su trayectoria mediática. Jamás ha cometido ningún error porque es consciente de que sus pasos son estudiados al detalle. Es una persona prudente que responde a la prensa de forma amable, pero nunca ha traicionado a ningún miembro de su familia.

Ana María Aldón sufrió por Juan Montiel

Ana María fue bastante cuestionada cuando comenzó su relación con Ortega Cano, pero lo más grave es que las críticas veían de su entorno. Su exnovio concedió una entrevista en Sábado Deluxe y sus palabras causaron un gran impacto.

Ana María Aldón en un plató de televisión
Ana María Aldón tiene la conciencia tranquila porque no ha cometido ningún error | Mediaset

“Es una mujer fría y calculadora, tiene algo que atrae a los hombres hasta el extremo de arruinarlos. Siempre los busca que tengan pareja, dinero y poder. Los absorbe al máximo y cuando los arruina les da la patada y se va”, comentó alguien de entorno según La Razón.

Juan no ha vuelto a pronunciarse sobre la colaboradora, pero las palabras que le dedicaron él y su círculo siguen generando controversia. El recuerdo del torero ha reaparecido en el peor momento de Aldón, pues ahora está siendo más cuestionada que nunca. Pero siempre hay gente dispuesta a estar a su lado, como por ejemplo su marido.