Andrea Janeiro mira a cámara en una imagen tomada ante su casa

Andrea Janeiro reaparece muy cambiada y desata todos los rumores

La joven ha sido pillada paseando con Miguel Marcos y luce irreconocible

Hace tiempo que Andrea Janeiro  vive ajena a los medios de comunicación. Una drástica decisión que tomaba tras cumplir la mayoría de edad y con intención de proteger su intimidad.

🔊 Si lo prefieres escucha la noticia. Pincha en el play:

"Con motivo de la presión mediática a la que me estoy viendo sometida, muy especialmente desde que alcancé la mayoría de edad, quiero pedir públicamente a los medios que pongan fin a dicha situación", citaba el documento que emitía hace unos años.

Así, la hija de Belén Esteban  denunciaba una grave "vulneración de sus derechos al honor, la intimidad y a la propia imagen".

Andrea Janeiro y su novio Daniel
Andrea Janeiro y su novio Daniel están muy enamorados | Redes sociales

"Soy consciente de que tanto mi madre como mi padre, Jesús Janeiro, son personajes públicos, pero, aun cuando lo respeto profundamente, por mi parte nunca he participado de ningún modo en esa exposición pública", se lamentaba.

Desde entonces, son escasas las ocasiones en las que hemos podido verla, salvo en alguna imagen rescatada de redes sociales.

Andrea Janeiro ha reaparecida muy cambiada
Andrea Janeiro ha reaparecido muy cambiada | Trendings

Pero, eso sí, queda claro que la joven ha experimentado un impresionante cambio físico. Sobre todo, tras haber pasado por quirófano para solucionar uno de sus grandes complejos.

Hace unos meses que Andrea tomaba la decisión de someterse a una operación secreta para solucionar su malformación maxilar. 

Y es que debido a los problemas con el azúcar que sufría la princesa del pueblo durante el embarazo, eso provocaba que su hija naciera con ese pequeño defecto. 

Algo a lo que la joven se disponía a ponerle remedio de una vez por todas, con lo que también ganaba en seguridad.

▶️ Belén Esteban no puede ocultarlo más y cuenta toda la verdad sobre su embarazo

Andrea Janeiro reaparece por primera vez en meses

Además, poco se sabe de la vida privada de la hija de la princesa pueblo, salvo que se ha graduado con honores y que es muy feliz junto a su novio, un joven inglés llamado Daniel Wozza.

Por otro lado, parece ser que se acaba de independizar a un lujoso piso que le ha comprado su madre en pleno Madrid.

E incluso llegaba a rumorearse que podría haber recibido una oferta para participar en Supervivientes.    Un tema que desmentía por completo su madre, que se mostraba muy disgustada.

"Mi hija acabó hace un año la carrera. No quiero hablar de ella, pero lo que están diciendo de ella es falso. No la ha llamado nadie y aunque la hubieran llamado saben que ella no se dedica a esto. ¡Vale ya de mentir!", se lamentaba.

Foto de Andrea Janeiro y Belén Esteban
Andrea Janeiro acompañada por su madre tras cumplir la mayoría de edad | Cedida

"No quiere salir en los medios. Dejadla en paz. Yo he hablado de ella hasta que me dijo que parara. Es mayor de edad y no quiere dedicarse a esto. Dejad de publicar cosas sobre ella", daba la cara por su niña.

"También lo han publicado de mi marido y es mentira. La gente que nos escribe por Whatsapp para preguntarnos si es verdad que nos pregunte por otras cosas (cómo nos va la vida, si estamos bien...)", sentenciaba. 

Así, en medio de la polémica, la joven ha reaparecido acompañada por su padrastro, Miguel Marcos.

Andrea Janeiro acompañada por el marido de su madre, Miguel Marcos
Andrea Janeiro acompañada por el marido de su madre, Miguel Marcos | Trendings

En las fotos captadas, se veía a Andreíta a principios de mes y protegida por la mascarilla con la idea de pasar desapercibida. 

Sin embargo, coincidía con la presentación del gazpacho de su madre en una conocida coctelería de Madrid, por lo que todos los ojos estaban puestos en ella. 

Sin embargo, la joven se mostraba muy tímida en todo momento, caminando cabizbaja y dejando claro que no quería ser fotografiada.

Eso sí, su impresionante cambio físico es más que evidente. Andrea aparecía más rubia, delgada y casi irreconocible a cuando la vimos por última vez. Cabe remarcar que cumplirá 23 años este verano y su madre no puede estar más orgullosa de ella.