Tamara Falcó e Íñigo Onieva

Íñigo Onieva y Tamara Falcó ya no están juntos porque ella tiene una nueva ilusión

La marquesa de Griñón ha hecho una escapadita al extranjero, pero sin su chico

Sin duda alguna, hoy, 4 de agosto, es un gran día para Tamara Falcó. Y es que no es para menos la verdad porque la hija de Isabel Preysler  está de celebración con motivo del estreno de su primer documental: Tamara Falcó: La Marquesa.

Lo cierto es que, poco a poco, los sueños de la influencer se van cumpliendo. En primer lugar, le hacía especialmente ilusión formar parte de este proyecto, ya que estaba segura de que iba a ser un éxito rotundo.

De hecho, es de lo más normal que piense así porque su docuserie está dirigida por los mismos responsables que hicieron posible Soy Georgina, donde la novia de Cristiano Ronaldo triunfó. 

Además, no solo está feliz con esta noticia, sino que también, como podremos ver en el documental, va a abrir un restaurante en el palacio que heredó de su padre, Carlos Falcó. Asimismo, El Rincón ha sido el lugar perfecto para que la ganadora de MasterChef Celebrity se aventure del todo en el mundo de la gastronomía. 

No obstante, a pesar de tener infinidad de planes de trabajo, tampoco se le olvida descansar y disfrutar de sus vacaciones de verano. Eso sí, se ha relajado fuera de España sin su chico, Íñigo Onieva

Tamara Falcó seria con fondo negro
Tamara Falcó necesitaba despejarse | GTRES

Tamara Falcó huye sin Íñigo Onieva

Justamente, días antes del estreno del documental,Tamara Falcó ha optado por pasar unos días fuera del país antes de volver a aparecer ante los medios. Asimismo, el destino que ha escogido, en esta ocasión, ha sido Serbia, un lugar perfecto para estar alejada de las cámaras a las que se ve sometida diariamente en España. 

Como era de esperar, todo el mundo pensaba que iba a contar con la compañía de su novio  Íñigo Onieva. Sin embargo, parece ser que este verano la pareja prefiere mantener distancia por un claro motivo. 

Y es que, a principios de verano, los tortolitos pasaron algunos días en un lujoso resort de Marbella. Seguidamente, pusieron rumbo al destino favorito de los famosos: Mallorca. No solo pasearon por las increíbles calles de la ciudad, sino que tampoco se les pasó por alto ir de concierto. 

Además, tampoco pudo faltar alguna que otra boda. Sobre todo, asistieron al casamiento del primo de Tamara, Álvaro Falcó. La pareja pudo disfrutar de una velada maravillosa en la que, seguramente, se habrán planteado que ellos también quieren dar el paso definitivo.

Por esta serie de razones, seguramente tanto Íñigo como la influencer hayan querido pasar un breve periodo de tiempo alejados para dedicarse a sus aficiones. De hecho, así ha sido porque el primero en separarse fue el ingeniero, que viajó hasta Turquía en compañía de su círculo de amigos. 

De esta manera, Tamara Falcó ha hecho lo mismo, pero ella ha viajado hasta Serbia por motivos religiosos. Sin duda alguna, la marquesa de Griñón se lo pasó de bien como nunca y, asimismo, lo mostró en Instagram. 

▶️ VÍDEO: Otras noticias de Corazón

"Han sido unos días maravillosos en Youth Festival in Megugorje de la mano de la Gospa (La Virgen en serbio). He llorado, reído, cantado y, evidentemente, rezado. Para todos los que estéis leyendo esto es que La Virgen os está invitando a venir, es así como funciona", empezaba escribiendo.

"Yo he tenido la suerte de que mi amiga Clara y mis súperamigos de la Macrofiesta del Rosario me han incluido en su peregrinación", contaba muy emocionada Tamara Falcó.

Los problemas de salud de Tamara Falcó

A pesar de que en cuanto a su vida profesional como sentimental va a las mil maravillas,  Tamara Falcó no puede decir lo mismo respecto a su salud. Y es que, desde que se conoció que la marquesa de Griñón debía operarse debido a un dolor localizado en la zona del hombro, todos los medios empezaron a preocuparse.

Sin embargo, ella aclaró cómo se encontraba respecto a este tema en ¡Hola!

Tamara Falcó seria
La hija de Isabel Preysler está atravesando una complicada época por su estado de salud | GTRES

“Soy hiperlaxa y se ha dañado, me lo han detectado ahora, pero es algo típico. No me acuerdo bien del nombre médico, pero creo que es el manguito rotador”, revelaba. “Por eso, no me he operado, no es urgente, y tendré que hacer fisioterapia”, decía.

De manera que lo más seguro es que la hija de Isabel Preysler esté esperando el momento perfecto para someterse a esa intervención y, así, poder descansar como es debido.