Foto de Mario Biondo con su madre Santina D'Alessandro

La madre de Mario Biondo venga la muerte de su hijo señalando al verdadero culpable

Santina tiene clara la autoría del asesinato de Mario Biondo

El caso de la muerte de Mario Biondo ha dado un giro considerable en las últimas horas, después de lo que ha sentenciado un juez de Palermo.

El que fuera marido de Raquel Sánchez Silva, hasta aquella noche de mayo de 2013, perdía la vida en extrañas circunstancias. Lo hacía en el piso que compartía en Madrid con la conocida presentadora de Telecinco.

Montaje con foto de Santina D'Alessandro y de Mario Biondo y Raquel Sánchez Silva
La madre de Mario Biondo quiere que se haga justicia tras la muerte de su hijo | LND

Tras años de peticiones de reaperturas del caso, finalmente, la justicia italiana ha dado la razón a la familia del cámara. Asegura que el marido de Raquel Sánchez Silva pudo ser asesinado por personas no identificadas que simularon un suicidio.

Se destapa la verdad tras saber que Mario Biondo fue asesinado

Lo cierto es que esto no es suficiente para la familia del cámara fallecido. La lucha no ha concluido para los padres de Mario Biondo. Y es que Santina, madre del extrabajador de Mediaset, tiene claro que pedirán la reapertura del caso en España y envía un tajante mensaje a la que fuera su nuera.

"Deja de decir mentiras y habla. ¡Habla! Deberías estar buscando a los asesinos de mi hijo", le ha espetado a través del digital Informalia. En una charla en profundidad con este medio, Santina Biondo muestra su enfado por el largo silencio de la presentadora española.

El enfado mayúsculo de la familiar de Mario Biondo

"¡Qué vergüenza! No habla porque quiere mantener el honor de Mario, ¿pero qué honor? Lo enturbió ella haciendo publicar artículos de que mi hijo era cocainómano. Y que había muerto jugando a un juego erótico. Debería estar buscando a los asesinos de mi hijo en vez de callar".

"Dejar de mentir y hablar, hablar, hablar. A los jueces italianos siempre les dijo «No me acuerdo». Solo eso", lamentaba la madre del cámara presuntamente asesinado.

PIPPO BIONDO Y SANTINA DALESSANDRO EN LA EXHUMACION DEL CUERPO DE MARIO BIONDO EN SICILIA
Los padres de Mario Biondo no se han quedado callados | GTRES

Y es que Santina Biondo enfurece por el extraño silencio de la presentadora y no entiende por qué no se ha mojado en un asunto que le toca tan de cerca. Lo que la familia del cámara fallecido tiene claro es que irán hasta el final con todas las consecuencias. 

Saben que será difícil saber la persona o personas que acabaron con la vida de Biondo, pero agotarán todas las opciones hasta que no haya más remedio que cerrar el caso.

Aclara la teoría de la asfixia erótica

La familiar de Mario Biondo ha aclarado también ciertos aspectos polémicos sobre las posibles prácticas de su hijo, como puede ser la teoría de la asfixia erótica. Santina apunta que ese término es mentira y que se filtró a los medios de comunicación de manera sucia, ya que nunca quedó constancia en ningún informe pericial.

"La justicia italiana concluyó que se trató de un asesinato, excluyendo categóricamente el juego erótico que, entre otras cosas, no existe en ningún archivo italiano ni español. La fiscalía de Palermo tuvo el testimonio de un allegado a Raquel que afirmó que la viuda aprendió esta práctica extrema en 2008, cuando viajó a Inglaterra para mejorar su inglés", protesta.

Mario Biondo
Mario Biondo habría sido asesinado según la justicia italiana | Europa Press

También, ha comentado el supuesto consumo de alcohol y sustancias de su hijo, que habría sido muy alto la noche de su fallecimiento.

"Las fotos forenses capturaron solo una lata de cerveza sin alcohol y ceniceros limpios. En cuanto a la cuestión de las drogas, el propio Leonardi (un traficante) declaró a los jueces italianos que había conocido a Raquel en 1998".

"Para confirmar esto, se encontró el número de este tipo y varios mensajes de entrega en su teléfono móvil. Porque Mario hizo una copia de seguridad y la guardó en su PC", concluye Santina.

▶️ VÍDEO: Otras noticias de Corazón