Kiko Matamoros triste con la mirada perdida

Kiko Matamoros, preocupado al descubrir por qué ella no puede dejar de vomitar

Kiko Matamoros se entera de todo lo que ha sucedido

Kiko Matamoros no ha podido evitar preocuparse después de saber que una de las mujeres que han formado parte de su vida no puede dejar de vomitar. Y es que, después de recuperarse de una importante operación, todo apunta a que está a punto de revivir esta pesadilla. 

Este miércoles, 21 de septiembre, los colaboradores de Sálvame se quedaron sin palabras al enterarse del nuevo contratiempo de salud que ha sufrido una de sus compañeras. 

Captura del programa Viernes Deluxe con Kiko Matamoros
Kiko Matamoros no ha podido evitar preocuparse | España Diario

Y es que, después de haberse fracturado el radio y de tener que pasar por quirófano para ser operada de cervicales, Lydia Lozano ha regresado al formato con una muy mala noticia. 

"Me tienen que operar, llevo una racha, no paro de llorar desde que me lo dijeron ayer. No pude ir ayer a trabajar, me vine a urgencias, he estado todo el fin de semana en la cama. Llevo la del cuello, la mano rota y estoy hecha una m***".

Kiko Matamoros se entera de todos los detalles

Kiko Matamoros se ha quedado sin palabras al conocer todos los detalles de la nueva operación de su compañera Lydia. Y es que, según ha contado la periodista, la intervención es más complicada de lo que parece. 

"Me han dicho que me he roto la vértebra 8 y como tengo osteoporosis se me ha pegado a la 7", ha asegurado la colaboradora de Sálvame

Primer plano de Lydia Lozano llorando en 'Sálvame'
La compañera de Kiko Matamoros se derrumba en directo | Mediaset

"Me he hecho análisis, el electro, de todo. Me han dicho que me tome la recuperación muy en serio, que tengo que andar mucho y que tengo llevar un chaleco superincómodo".

Tras estas declaraciones, ha sido el propio Jorge Javier Vázquez el que ha querido ponerse en contacto con su amiga. Pero lo que nadie esperaba, era la reacción que ha tenido la comunicadora.

"Estoy de los nervios. Imagínate, he estado vomitando toda la noche y fatal", ha asegurado la compañera de Kiko Matamoros nada más coger el teléfono al presentador del formato. 

"Pero, Lydia, ¿cuál es el riesgo de la operación?", le ha preguntado el de Badalona, justo antes de que su compañera se derrumbara. "Es que… Meterme en quirófano me agobia". 

"¿No lo quieres saber?", le ha preguntado el compañero de Kiko Matamoros, totalmente sorprendido. "No lo quiero saber. Igual que cuando me operó… es el mismo doctor. Y sé que estoy en buenas manos porque después de la de cervicales...". 

Montaje de fotos de primer plano de Lydia Lozano y su marido Charly con rostros serios
Lydia Lozano se siente muy apoyada por su marido Charly | La Noticia Digital

"Fui a ver a otro neurocirujano y cuando me quiso explicar lo que me iban a hacerle, dije que no quería saber nada", ha respondido Lydia totalmente hundida por este nuevo contratiempo. 

Además, Jorge Javier quiso saber cómo está llevando su marido Charly toda esta situación. "Él es un hombre muy tranquilo y muy buen enfermero, pero yo creo que le pongo muy nerviosa porque verme así…".

Después de contar el infierno por el que está pasando, la compañera de trabajo de Kiko Matamoros quiso compartir con la audiencia de Sálvamecómo están siendo estos días. Y es que, todo apunta, a que este nuevo problema no la deja salir de la cama. 

"Hoy he estado todo el día en la cama, no me puedo mover. Tengo muchos dolores", ha confirmado Lozano con la voz entrecortada. 

▶️ VÍDEO: Otras noticias de Telecinco

Kiko Matamoros sabe que no será una operación fácil

Tras no recibir respuestas por parte de Lydia, el programa en el que trabaja Kiko Matamoros se ha puesto en contacto con el doctor David Céspedes para despejar todas las dudas que se han generado alrededor de la periodista.

"Le inmovilizarán las dos vértebras que tiene ahora mismo fusionadas", ha comenzado explicando el profesional, intentando ser lo más claro posible. 

"La duración de la operación depende mucho del paciente, está en muy buenas manos porque está con una de las mejores unidades de columna que hay en España".