Joaquín Prat

Joaquín Prat deja de callarse y confiesa que hay demasiada gente en la relación

Joaquín no ha dudado en lanzar duras indirectas contra los responsables del programa

Joaquín Prat es uno de los periodistas más queridos de nuestro país. Su profesionalidad y el cariño que le pone a su labor como presentador es notorio cada vez que sale en pantalla. 

En esta ocasión, el amigo de  Ana Rosa Quintana se ha preparado para inaugurar por todo lo alto El programa del verano. Este lunes, los espectadores pudieron disfrutar de las pequeñas variaciones del formato para esta estación del año.

Como cada año, la productora en los meses de julio y agosto decide reemplazarEl programa de Ana Rosa para dar la bienvenida a las vacaciones de verano. Reformulaciones del espacio, modificaciones en el plató y nuevos rostros son las alteraciones que han incorporado en el programa. 

Sobre todo, han optado por adaptar la sección del club social, presentada por Joaquín Prat, con el propósito de que esté más en sintonía con esta época del buen tiempo. 

No obstante, aunque a muchos les han gustado los cambios, todo apunta a que no le ha hecho ni pizca de gracia al periodista. Lejos de quedarse conforme, no se ha quedado callado al lanzar una serie de indirectas a los responsables del espacio. 

Joaquín Prat en 'El Programa de Ana Rosa'
Joaquín Prat no le ha gustado nada las variaciones del programa | Mediaset

Joaquín Prat, en contra de las alteraciones que han hecho en el programa

Joaquín Prat está muy molesto por lo que han hecho con el club social que presenta. No puede tolerar que las modificaciones que se han hecho vayan a permanecer durante estos dos meses. 

Asimismo, se lo ha soltado a Ana Terradillos cuando esta ha intervenido con él en directo. "Oye, tenéis muchas cositas para arrancar hoy, cómo viene el club social. Luego hablaremos del sofá que nos han puesto, es precioso, a mí me encanta", decía visiblemente contenta.

En cambio, Joaquín Prat no ha podido evitar poner un semblante serio y confesarse ante su amiga. "Eh... vale, pues te lo cambio", contestaba al respecto bastante contundente. 

Una respuesta que ya dejó a todos los espectadores en shock por el tono que había empleado al decirlo. 

Seguramente, no le agradaba el nuevo mueble del espacio porque le dificulta, todavía más, hacer bien su labor. Y es que el periodista padece lumbalgia, por lo que para él es prescindible estar cómodo y en una posición relajada. 

Sin embargo, estas palabras nadie las tomó en cuenta hasta que llegó el momento de ver la sección de Prat. Joaquín, aparentemente relajado y cómodo, no dudaba en criticar la drástica decisión que habían tomado los responsables de hacer unos pequeños cambios.

"Hoy en nuestro club social somos ciento y la madre: Pepe del Real, Nuria Chavero, Sandra Aladro, Beatriz Cortázar y Alessandro Lequio. Ciento y la madre y en poco espacio". Sin duda alguna, una pullita que había lanzado al no contar con suficiente espacio. 

Captura de Joaquín Prat en 'El programa de Ana Rosa' con los loros decorativos detrás de él
El periodista se ha dedicado a lanzar indirectas nada más empezar a presentar su sección | Mediaset

Joaquín Prat teme que las nuevas variaciones afecten a su lumbalgia

Tras la indirecta, la colaboradora  Beatriz Cortázar  quiso aclarar un tema que era sumamente importante, sobre todo, en los tiempos que corren. Y es que la periodista, sabiendo que últimamente muchos profesionales de Telecinco se están contagiando de coronavirus, decidió explicar lo siguiente. 

"Pero mantenemos la distancia", respondía ella. "Pero muy bien avenidos", le seguía su compañero Aladro. "Hombre, eso siempre, aquí siempre", zanjaba Prat para que los espectadores no los criticaran debido a sus escasas medidas de seguridad.

Sin duda alguna,  Joaquín Prat  no ha visto con buenos ojos los cambios que ha hecho la productora. Sobre todo por su lumbalgia, un problema de salud que lleva arrastrando desde hace tiempo. 

▶️ VÍDEO: Otras noticias de Telecinco

Los fuertes dolores que sufre en la zona baja de la espalda obligan a que el presentador deba estar en una posición confortable y relajada. Pero ahora, todo indica que no va a tener las mismas comodidades que antes.

No solo es por este motivo el que no le haya agradado el cambio, tampoco le ha parecido bien que el nuevo sofá sea mucho más pequeño que el anterior. Por este motivo, no cuenta con suficiente espacio para estar cómodo y, sobre todo, a salvo de contagiarse de coronavirus.