Primer plano de Isabel Preysler mirando a cámara seria

Isabel Preysler y su novio, tristes al comprobar que no hay solución y que deben huir

Isabel pensaba que el problema estaba resuelto

Isabel Preysler puede presumir de ser una gran estrella, pasará a la historia como la mujer más elegante de la crónica social española. Llegó de Filipinas hace muchos años y su relación con Julio Iglesias le catapultó a un mundo que le recibió con los brazos abiertos. Es un referente para los amantes de la moda, por eso todo lo que hace se convierte en tendencia.

Isabel Preysler está acostumbrada a llamar la atención de la prensa y nunca tiene una mala respuesta para ningún reportero. Pero necesita descansar y todos los años visita una isla paradisíaca donde puede relajarse porque sabe que nadie le descubrirá. Según informa El Nacional, esta playa tiene un problema que nadie logra solucionar: los mosquitos.

Mario Vargas Llosa e Isabel Preylser
Isabel Preysler se siente muy valorada por su pareja | GTRES

Isabel y su novio pasan largas temporadas en la isla de Mustique, una región que solamente cuenta con 500 habitantes. La población está entregada al turismo, un turismo de lujo que genera demasiado dinero en muy poco tiempo. El problema es que las circunstancias cada vez son más incómodas y ciertas personalidades han cambiado de destino.

Isabel ha compartido esta isla, situada en un lugar recóndito del Caribe, con personalidades tan importantes como David Bowie o Tommy Hilfiger. Incluso la princesa Margarita, hermana de la reina Isabel II, mandó construir allí una villa llena de comodidades. Sin embargo, todas estas estrellas están huyendo porque se han dado cuenta de que el asunto no se solucionará nunca.

Preysler ha dejado huella en las mejores revistas y gracias a su generosidad el público conoce bastantes detalles sobre su vida. Antes de conocer a Mario Vargas Llosa veraneaba en las Islas Baleares, pero terminó dándose cuenta del peligro que corría. Siempre se deja fotografiar, pero hay momentos que le superan y necesita alejarse del foco durante cierto tiempo.

Isabel Preysler sabe que lo han intentado hasta el final

Isabel, según ha salido publicado, sospecha que tendrá que huir de Mustique porque los responsables del terreno no dan con ninguna solución. Han intentado convenir la isla en una plantación de algodón para que no haya tantos insectos, pero no ha servido. Muchos famosos han eliminado este destino paradisíaco de su ruta y la ex de Julio Iglesias hará lo mismo.

Primer plano de Isabel Preysler con rostro preocupado y serio.
Isabel Preysler tiene a sus espaldas una carrera plagada de éxitos | GTRES

Preysler conoce mejor que nadie cómo funciona la prensa del corazón y sabe lo que vendrá después de haber salido esta noticia. Ahora todos los reporteros saben dónde veranea, así que ha dejado de estar segura y ya no tendrá tanta intimidad. Lo más probable es que busque otro lugar igual de elitista, aunque alejado de las nuevas polémicas.

La madre de Tamara Falcó cuenta con el apoyo de una persona que nunca le ha dado la espalda: su novio Mario Vargas Llosa. En un primer momento todos dudaron de la relación, pero el tiempo ha demostrado que se quieren de verdad. Una conocida revista insinúo que se habían separado en secreto, aunque todo resultó ser un rumor sin importancia.

Isabel Preysler entiende que existan fotos de todo tipo

Isabel ha superado este verano con éxito, ningún paparazzi ha conseguido una imagen que le deje en mal lugar. Diego Arrabal aseguró en Viva la Vida que era muy difícil pillar en un renuncio a la novia de Vargas Llosa, pero no imposible. De hecho el programa Socialité mostró un vídeo que dejaba en evidencia su faceta más mundana.

▶️ VÍDEO: Otras noticias de Corazón

Preysler es amable con la prensa, de hecho es amiga de varios colaboradores de Telecinco. Con Kiko Matamoros mantiene una relación muy cordial, Makoke desveló que cada cierto tiempo le envía un regalo. Es una mujer detallista y sabe cómo ganarse a los medios, que son una parte fundamental dentro de su brillante carrera.